¿Qué hacer con los hijos en verano?

niñas playa
6 Jul, 2017

¿Qué hacer con los hijos en verano?

Ha llegado el verano y con él las vacaciones escolares y los problemas de conciliación. ¿qué hacemos con los niños tantas horas en casa? Ellos tienen casi tres meses de vacaciones mientras cualquier trabajador apenas un mes y así no salen las cuentas…

¿Qué opciones tenemos en verano?

  • Campamentos diurnos con horario escolar. Suelen ser en centros lúdicos o parques de bolas que aprovechan que tienen sus instalaciones homologadas para ofrecer una serie de actividades más o menos divertidas para los más pequeños. Las ventajas son que al tener el mismo horario que el colegio las rutinas no varían y el statu quo del hogar permanece inalterado. Para los más pequeños suele ser una buena opción pues combinan actividades plásticas y manuales con ratos de juego aeróbico en las estructuras de bolas que suelen tener.

El principal incoveniente es que difícilmente tienen patio exterior y por tanto, los niños están toda la mañana “encerrados” sin que les dé el aire.

  • Campamentos: este tipo de campamentos suelen ser para niños más mayores pues se quedan a dormir y tienen una duración entre 7 y 15 días. Se suelen centrar en alguna temática: de inglés, deportes, navegación, robótica, etc. Estas experiencias son magníficas para los niños pues les ayuda a hacerse responsables e independientes de los padres durante varios días. Disfrutan de la naturaleza y normalmente todo lo que hacen suelen ser nuevas vivencias para ellos, lo cual les enriquece y divierte mucho. Los hay organizados por iniciativas privadas o por Ayuntamientos, Diputaciones, o Comunidades Autónomas.

El mayor incoveniente de este tipo de campamentos reside en la confianza que tienen que ofrecer para que los padres accedan a llevar a sus hijos, pues hay muchos padres y madres que les cuesta pensar que no van a dormir en casa durante x días.

  • Abuelos y abuelas: siempre están ahí pero en verano son aún más solicitados y necesitados. Ofrecen una tranquilidad total a los padres y madres pues saben que los niños están en las mejores manos. Sin embargo, si los niños pasan mucho tiempo con ellos, también terminan cansándose y agotando a los abuelos. Aunque siempre hay super abuelas o abuelos que organizan actividades veraniegas para disfrutar con los más pequeños haciendo de sus veranos una época inolvidable.

Recordemos la serie de Rosa María Sarda “Abuela de verano” donde la señora se llevaba a todos sus nietos a su casa de campo y organizaban mil y una actividades todos los primos juntos.

Sabemos que no todos los abuelos y abuelas pueden tener una actividad tan intensa en verano y lidiar con todos sus nietos y por ello, en está época más que nunca, queremos recordar que no se abuse de los abuelos y abuelas. Que los niños son de los padres y que los abuelos tienen que poder disfrutarlos y que no se conviertan en una obligación que no les deje tiempo para ellos mismos. Así os recordamos el artículo que escribimos hace unas semanas sobre 6 Síntomas de la abuela o el abuelo esclavos.

La llegada de las vacaciones es, en todos los casos, un reto para la organización familiar, pues los horarios cambian y todo cambio con niños hay que saber llevarlo. Lo ideal, será combinar un poco de todo, pues así los más pequeños estarán siempre entretenidos y lo pasarán bien, que es de lo que se trata, pues no olvidemos que son niños y tienen derecho a disfrutar de su vacaciones y ser felices.

 

 

Deja una Respuesta

*

*